Guía: Cómo Comprar en Estados Unidos Online Barato y Fácil

Guía: Cómo Comprar en Estados Unidos Online Barato y Fácil

Es complicado comprar productos extranjeros en nuestro país. No obstante, ya hace un tiempo que hay diferentes trucos y servicios para que todo llegue en tiempo y forma.

Las condiciones aduaneras, los impuestos y la burocracia generalmente contribuyen a que sea o bastante caro o un proceso muy lento. Solo por citar un caso muestra, una estudio determinó que en determinados productos es más económico visitar EE.UU. y comprarlos ahí que comprarlos en suelo argentino.

Por ejemplo, el iPhone X costaba US$ 1.000 en los USA una vez que salió, lo cual lo convierte en el Smarthone de Apple más caro hasta aquel instante. Sin embargo comprarlo en Argentina era más caro que ir a buscarlo a su país de origen. En los e-commerce, los costos estaban cerca de los $ 48.000. bastante alejado a los $ 18.000 que sale si se compra en los USA.

Comparativamente: si uno viaja a los USA hoy, un pasaje ida y vuelta sale $ 15.000. El hotel, por una noche, $ 1.400. Sumemos un bastante amable $ 3.000 de costos (US$ 120 de traslado y a partir del hotel en Uber más almuerzo y cena), los $ 18.000 (US$ 1.000) del iPhone más la franquicia de Aduana de $ 12.600 (US$ 700).

De esta forma, la contabilización da $ 45.600. Menos que los $ 48.000 que sale comprarlo acá (queda la virtud, claro, de que acá se puede obtener en cuotas). Mejor dicho, mejor aguardar a viajar, pedírselo a cualquier pariente o amigo que viaje o aguardar a que llegue a Chile (o inclusive acá en su versión legal).

Las alternativas

Varias compañías mundiales están aplicando resoluciones para hacer las compras de forma directa y que lleguen bien a la Argentina. Aquel es la situación de Amazon, el gran jugador del e-commerce internacional.

Amazon otorgó un paso más para acercarse a los clientes locales, aun con varias limitaciones para el territorio. Hace poco, se habilitó la elección de «compras internacionales» para las demás de las naciones de América en las cuales no posee operaciones.

Aquello incluye a todos las naciones de América del Sur, y además a la Argentina. Con una exclusión: en lo que en Chile y Colombia, por ejemplo, posibilita la elección de costear con monedas locales, en Argentina el peso ha sido dejado de lado. Se puede comprar de forma directa a Amazon US, sí, pero pagando en dólares.

Pero para activar la elección internacional en la App de Amazon (la mejor manera de realizarlo es utilizar la versión para Smartphones, y hay variantes para Android y iOS) se debe visitar «Configuración» y ahí, en vez de escoger un territorio de los escogibles, se debe activar la elección «Compras internacionales» para que la plataforma muestre solo los productos que integran la probabilidad de envío a la Argentina (algo que ya estaba presente con anterioridad sin embargo que uno debía filtrar ad-hoc o verificar una vez escogido el producto).

Después resta escoger la moneda: si bien el peso argentino no está en medio de las posibilidades, cabe rememorar que uno después puede «pesificar» los consumos en moneda de Estados Unidos que se hacen con la tarjeta de crédito.

Luego, considera unos detalles. Si bien la mayor parte de los productos son más económicos, los impuestos y las tasas de envío juegan un papel fundamental en el proceso de «hacer cuentas».

Para lograr comprar el cliente tiene que disponer de una clave Fiscal de nivel 3, que se saca de manera directa a partir del lugar de AFIP cuando se encuentren cargados los datos biométricos (si no, se puede sacar un turno en línea y llevando la documentación solicitada, se toman los datos en la sucursal asignada de cada usuario).

La compra, que tiene una franquicia de US$ 25, puede superar aquel costo sin embargo no puede pasarse de los US$ 1.000. Si supera la franquicia, se tiene que costear 50% sobre el excedente. O sea, de un producto de US$ 100, 50% de US$ 75.

Además, se debe hacer una declaración jurada en la web de AFIP y ejercer la mesura: los demandas no tienen la posibilidad de superar los 50 kilos, no tienen la posibilidad de hacerse más de 5 por año, y en todos ellos, no tienen la posibilidad de superarse los 3 productos semejantes.

Si se siguen dichos pasos, y dependiendo del producto, se tiene la posibilidad de comprar cosas más baratas en la plataforma. Por ejemplo, un simil Chromecast que se utiliza para cambiar cualquier televisor «ingenuo» en Smart, sale en Amazon US$ 30.

En MercadoLibre, cambia, pero la mayor parte no baja de los $1.300. Con impuestos y envío: la mitad. A hacer cuentas que ahora, al menos, se puede. Además, se puede pagar en cuotas.

Sin embargo, para los que viajan seguido, tienen la posibilidad de aprovechar para traer las cosas a partir de aquel mismo viaje de una forma positiva. Para ello se puede solicitar que se envíen cosas al hotel donde o bien se hospeda uno mismo o bien cualquier familiar o amigo. Solo es necesario generar una cuenta en Amazon -o, en la situación de las tiendas Fast Fashion, Forever 21 o Zara- y conocer un par de truquitos.

Conocer los datos – y cláusulas- del hotel lo antes posible.

En otras palabras, si nuestro viaje es particular pero si la empresa es la que nos manda a China, es mejor tener la dirección de nuestro hospedaje clara lo antes posible. Es que allí nos van a llegar las cosas y este dato es el de mayor relevancia.

Incluir, siempre. Nombre, dirección del hotel, estado o provincia y código postal. Además se puede añadir el teléfono frente a cualquier problema.

Es fundamental que el nombre del destinatario del paquete sea el mismo que quien hizo la reserva. De vuelta, si la compañía es la que hizo la reserva, es mejor escribirle una línea al hotel para recheckear que nuestro paquete llegue a buen puerto.

Otra cosa que constantemente se debe verificar es la letra chica. La mayor parte de los hoteles reciben paquetes pero algunos cobran un fee por paquete que, si son bastantes, pueden engrosar la contabilización. Principalmente son US$ 10 por paquete pero es mejor consultar de antemano.

Qué envío escoger

Aquello va a depender mucho de 2 cosas. El tiempo anterior al viaje en el cual se haga la compra. Y el tiempo de envíos de cada compañía. Best Buy, un retailer que vende electrónica, tiene tiempos de envíos principalmente cortos, de 2 a 3 días para envíos gratuitos.

Pero en la situación de Amazon o Forever 21, ejemplificando, los tiempos se extienden. Puede llegar en 4 días o en 10, si se tiene presente el tiempo de embalaje y correo, que son principalmente 2 días por arriba del lapso que marcan en el cual puede llegar el envío.

Si se acuerdan tarde, una buena alternativa es pagar un poco más para estar seguros de que el paquete llegue a tiempo. Por ejemplo, casi todos los e-Commerce en USA poseen opciones Express o en el día. Tienen la posibilidad de llegar a costar entre US$ 20 o US$ 40, de esta forma que mejor ahorrarse este paso y comprar con tiempo.

Lo bueno de quedarse 15 días en un solo sitio es que se puede realmente especular con los costos que vemos en la calle. Es lo que pasa mucho en países en los cuales marketplaces como Amazon o eBay funcionan y realmente bien. Sus costos son, principalmente, menores que los de todo el mundo físico y si se quedan varios días y ven algo que les encanta, constantemente es aconsejable volver y revisar su costo en línea.

Las organizaciones que se dedican al asunto

En el país, hay más de una compañía que se dedica a facilitar traer productos desde USA. Hay diferentes propuestas para esto, varias de las recomendables son:

ioimporto

Si consideras comprar en Estados Unidos y recibir en Argentina, compra por ioimporto, el mejor servicio de courier puerta a puerta desde Miami.

Esta compañía permite comprar indumentaria, repuestos y accesorios de autos y motos, juguetes, cámaras y accesorios de fotografía, gaming, notebooks, además de disponer de una calculadora de impuestos de importación para estimar los costos del envío.

Buspack

Esta organización argentina aprovecha las bodegas vacías de los micros y las aerolíneas low-cost para hacer envíos puerta a puerta en las regiones norte, cuyo y centro del territorio. Ahora además trabajan con la plataforma Vtex para que los usuarios logren continuar el envío en tiempo real.

Grabr

Esta aplicación posibilita que un cliente se ponga en contacto con una persona en el exterior para que esta le traiga sus compras una vez que viaja al territorio. La comisión se negocia y ronda entre el 15 y el 20% del precio final del producto. Después de que el viajero acepta las condiciones, el comprador compra el producto en línea y se lo envía.